Corfo Sueña emprende Crece

600 586 8000
Imprimir Enviar por mail

Empresarios lotinos dan valor agregado a la jibia y generan 80 empleos en Coronel

Fecha de publicación: 26 de julio de 2011
El calamar gigante, que en principio fue visto como un enemigo para la pesca, hoy se constituye como una promisoria alternativa de negocio para la Región del Biobío.
Empresarios lotinos dan valor agregado a la jibia y generan 80 empleos en Coronel
Fecha de publicación: 27 de julio de 2011

El calamar gigante, que en principio fue visto como un enemigo para la pesca, hoy se constituye como una promisoria alternativa de negocio para la Región del Biobío.

Darle valor agregado y exportar un recurso que hasta hace poco era considerado una plaga, es el objetivo de los hermanos James Martinez Lagos y Jorge Martinez Lagos, empresarios lotinos que este martes inauguraron la planta pesquera Mar y Lagos.

El proyecto, que contó con el aporte de Corfo a través del subsidio Activo Fijo Zonas Especiales, consiste en la implementación -en el Parque Escuadrón Coronel- de una planta de elaboración de filete congelado de jibia para consumo humano con una capacidad máxima productiva de 30 toneladas diarias.

La nueva inversión permitirá un fuerte impulso al empleo en las comunas de Lota y Coronel con la creación de 80 nuevos empleos permanentes. Aunque los planes son llegar a 250 a fines de este año, gracias a los planes de expansión que desarrollará la empresa.

Así lo confirmó el gerente general de la firma, Jorge Martínez Lagos, quien agregó que además se beneficiará a "cerca de mil personas de forma indirecta durante todo el año, ya sea entre buzos mariscadores, pescadores artesanales y servicios de flete".

El empresario valoró el aporte de Corfo en la concreción de la inversión. "Para nosotros ha sido un apoyo bastante significativo porque Corfo no sólo nos apoyó en el financiamiento, sino en herramientas adicionales al tema de la inversión, como por ejemplo en el plan de negocios".

Al respecto, el director regional de Corfo, Felipe Sánchez Méndez señaló que muchas veces el empresario tiene una buena iniciativa, "pero a lo que nosotros apuntamos como Corfo es a que todos los proyectos terminen concretándose en una inversión, generen empleo y desarrollo productivo en la región y eso es lo que vemos en este proyecto", aseguró.

Agregó que en esta inversión "confluyen varios componentes, como la innovación, al darle valor a un producto que era considerado una plaga; una orientación al mercado internacional y la generación de empleo, que son valores que estamos considerando a la hora de apoyar un proyecto", aclaró.

Planes de expansión

Actualmente, la totalidad de la producción se destina al mercado externo, principalmente a Oriente, pero las proyecciones son entrar a bloques más exigentes como la Unión Europea y Estados Unidos.

"Tenemos en carpeta una inversión cercana a los US$5 millones para procesar mariscos blancos, como navaja, navajuela y almeja. Además queremos darle mayor valor agregado a la producción de jibia e incursionar en la producción de productos terminados, como nuggets y otros envasados. También vamos a incursionar en el cultivo de mariscos y también estamos dotados de lanchas propias que nos aseguran el abastecimiento", agregó Jorge Martínez.

La empresa cuenta con un compromiso de compra de 25 toneladas diarias por la empresa exportadora chilesur Ltda. de filete congelado, aleta congelada, tentáculos congelados y nuca. Además la empresa pretende comercializar sus productos a través de Rabie, Cencosud, entre otras cadenas de reatil.

Promisorio mercado

Según un informe de Aduana, la jibia se exporta ya sea fresca, refrigerada o congelada. En Europa y Asia se exporta el producto trozado y en cada país se realizan los subproductos. Los principales compradores de jibia son EE.UU., algunos países de la Comunidad Económica Europea, Rusia, Polonia, Japón, Singapur y Costa Rica, entre otros.

A pesar de considerarse una plaga, la jibia presenta una gran oportunidad de mercado. Así se ha convertido en un producto altamente exportable. Según cifras del INE, las exportaciones chilenas de este producto aumentaron en un 255%, pasando desde 43,4 mil a 154,5 mil toneladas el primer semestre del 2010 en comparación con igual período del 2009.